Producir Vs Consumir Segunda parte

HABLEMOS DE ECONOMIA                                  Resultado de imagen de producir y consumir                                                                           
Consumir  o producir "2"                                                                                                                                       L. Soriano
Lamentablemente quisiera no ser mal interpretado en la búsqueda a ultranza de la ecuanimidad. Pero los tozudos hechos no me dejan otra salida, si quiero plasmar lo que siento y creo,  sin animosidad en mi discurso ni tendenciosidad en mi experiencia.
En socialismo se consume, fuera de él se produce.  Para que esto suceda, el socialismo debe de repartir lo que alguien no socialista crea, o aunque sea socialista, no crea en cantidad suficiente para todo lo que promete u ofrece, esté o no, fuera de las posibilidades reales del país o comunidad. Es por eso que han abandonado ciertas marcas de identidad antiguas que aunque no renuncian en teoría, en la práctica si la han dejado atrás por inviables.
El adjetivar a los conceptos es querer encubrirlos. Socialismo Democrático es un Oxímoron perfecto, como los Sonidos del Silencio, o la sequedad de la lluvia, por eso Carrillo se invento el Eurocomunismo, y estos la Socialdemocracia. Pero al igual que la República Democrática Alemana, La Jamayryya Libre y Socialista, La República Bolivariana etc., o los que adjetivan los conceptos, solo pretenden encubrir  anormalidades políticas y falta de libertades.
Son incapaces de proponer, y mucho menos de adoptar ideas que sirvan para producir o contribuir. Solo les preocupa recaudar y subvencionar. Comprar voluntades, con dinero que producen otros, ya que el socialismo por mera definición no se funda para producir, sino para derribar, sistemas injustos y repartos malvados. Una vez que llega al poder  se enfrenta a la realidad de que predicar no es dar trigo, y así ocurre una y otra vez. No tienen capacidad de aprendizaje, ya que la “maldad” y el producto  lo han puesto otros, y su misión es equilibrar y repartir. Por eso en minoría y en la oposición, son una buena arma para controlar los “desmanes” de los voraces rapiñadores  capitalistas o simplemente de los liberales  y libre pensadores que puedan dar instrucción e intercambio de ideas a los ciudadanos, que ellos estiman nocivo.
Pero creando esas inmensas bases sociales de brazos o mano de obra, subvencionadas y  manumitidas que les mantengan en las poltronas  según los manuales de asalto y conservación del poder, solo consiguen lo que han conseguido en Andalucía y Extremadura por ejemplo, y no hago más comentario al respecto dando por sobreentendido el asunto.
Pero y ¿Quién producirá?, Cuando llegan al poder y se estancan, se termina la producción, se cierran las empresas, se agotan los recursos, se incrementan los discursos y se otorgan prebendas y canonjías irreversibles, además de promulgarse leyes desestructuradoras con poco resultado en comparación de lo que estropean. Y  lo peor, el desempleo se dispara y los retrógrados, sindicatos, y extrema izquierda  se aprestan a la lucha, pensando que esta próximo la vuelta de las checas.  Porque eso sí, estos casos suelen fomentar la creación de extremas derechas, prácticamente inexistentes o testimoniales,  donde se ubican los que detestan el sistema. No ocurre lo mismo con las extremas izquierdas, que están creadas, instaladas en parcelas de poder, y funcionando inexplicablemente  protegidas contra toda natura, ya que son impunes e inmunes y eso que tienen un historial absolutamente desolador.
Es por lo anteriormente expuesto que de esta crisis no saldremos sino hacia posiciones radicales, Argentinitas, o Araucanas, y el país se radicalizará inevitablemente, se polarizará  y se crearan nuevas élites, pero lo que nadie puede explicar es de donde sacaran la producción, que permita generar recursos que a su vez permita el “reparto” leitmotiv del socialismo.
Sería muy bueno que me equivocara y pudiera esto resolverse de una adecuada manera y no como todo hace prever, lamentablemente, no veo salida alguna dado el inmovilismo del Gobierno y la ausencia de oposición aguerrida. Parece ser que toda la clase política está de acuerdo en seguir manumitida, sea cual sea su color.
Necesitamos producir, no consumir presupuesto. Necesitamos contribuir no absorber. Necesitamos crear escenarios para crear riqueza y cuando la consigamos, la distribuiremos según necesidades, prioridades y  esfuerzo. Esto es, lo contrario absolutamente de lo que estamos haciendo.

A reflexionar

0 comentarios:

Publicar un comentario