Seguir a ReflexionesLS en Twitter Youtube_logo_35Separador
Comparte o imprime

EUROPEAS (Elecciones)


EUROPEAS.-  HABLEMOS DE POLITICA.                                              UPyD en Albacete inicia la campaña con la una pegada de carteles simbólica                                                                L Soriano

No creo en Europa y las razones las esgrimo en capítulo aparte. No somos homogéneos ni tenemos vocación europea. Europa ha enseñado a la garrulería política patria la corrupción con mayúsculas dejando la picaresca de antaño y abrazando la grande, la enorme, la mollar. Europa ha catalizado los precios de las mercancías y los bienes y servicios, desde el 60% inicial de 100ptas=1€, hasta la estratosfera, con la insana intención de vendernos millones de coches, maquinas, aparatos y artículos de nivel o lujo. Esto ha provocado que trastornados por el efecto Europa (UROPA), nos lanzáramos a consumir y a endeudarnos en masas de euros inmensas que nos costaban las banalidades no que valían su precio, o cuyo precio no correspondía al valor. A continuación y con la connivencia de nuestros gobernantes nos explican que lo que compramos eran mayormente humo o chatarrita y que a ver qué hacemos, pero que lo que debemos, eso sí es “sagrado”.  La esclavitud moderna es lo que nos espera  diseñada en Europa y aplicada por los esbirros palanganeros locales.                                            
En España la corrupción era picaresca cuasi simpática, mas allá de la frontera la corrupción era elitista y elevada.  Aquí ha habido Metástasis de corrupción porque los únicos que la practican son los que ostentan poder, a cualquier nivel, que son los que pueden violentar la legalidad, con la ayuda de sus brazos recolectores empresariales sin duda. Aquí no teníamos ni la educación ni los escrúpulos  europeos en apoderarnos de lo ajeno, máxime cuando lo ajeno “no se cree de nadie”. No nos parece mal defraudar, evadir, ni adjudicarnos lo que no es totalmente nuestro ya que siempre lo importante o lo bueno era de la clase dominante y cogíamos las migajas que caían de sus elevadas mesas donde celebraban sus orgiásticos banquetes. Y nos miraban con displicencia, y con cierto desprecio desde la distancia,  vernos arrojarnos sobre las sucias sobras  a dentelladas para saciar el “hambre” de ponernos algún abalorio que nos distinguiera.                                                                                                                
Los mensajes que nos lanza Europa son torcidos y sesgados, contradictorios y engañosos, con cal y arena. No mencionan ni de pasada que el déficit que nos crearon se tenga que equilibrar con la reducción de gasto público corriente, sino subiendo impuestos y recortando servicios pagados por adelantado,  que no hablo de derechos absurdos o privilegios de algunos. Y es que nosotros no somos ni Grecia, ni Irlanda ni Portugal, que caben en una provincia cualquiera. Nosotros somos irrescatables. 48 millones de personas y esa astronómica deuda, lo son, y se llevaría al “negocio” europeo por la taza del inodoro.  Entonces nos prestan y avalan para que paguemos intereses de una deuda elefantiásica, creciente, impagable, eterna que encima les proporcionara pingües beneficios mientras podamos pagar. Con su “ayuda” . Y en vez de una traumática ruptura, con resultados dizque esperanzadores a medio plazo , el encarcelamiento ejemplarizante de muchos y la rotura de canales de flujo corrupto,  nos destinan al  desahucio, nos ejecutan, embargan, despojan y aniquilan, a cambio de una famélica y seleccionadora ayuda  otorgada a su criterio. E insisto, con la anuencia de nuestra casta preponderante desde la más alta hasta el más simple funcionario de Hacienda o Autonómico.

Que no, que aunque la ausencia de quórum la transforme en pataleo, la abstención es lo que sugiero. No voy a legitimar esta farsa, votando,  ni un minuto más y empezare a meditar en otras soluciones que las hay.              A reflexionar

1 comentarios:

Completamente de acuerdo, lo subscrito en su totalidad.

Publicar un comentario